martes, 30 de marzo de 2010

Sobre mi desierto...


Antes que nada hay que tener en cuenta otros factores, puede que parezca malicioso o premeditado, puede que parezca frío tal vez, pero no, nada de eso.

Sucede que en mi país crecieron muchas cosas. Acá adentro, puede verlo bien, este lugar se lleno de cosas que tal vez asusten o incomoden por eso, por eso estoy inventándonos un lugar diferente, un lugar donde no existan las praderas de otro tiempo, donde no exista nada de lo de antes, soy como esas historias viejas en las que la gente dormía en el suelo y se tapaba con cualquier cosa donde las personas tenían lámparas con olores rancios y todo era oscuro y tosían pestes terribles, por eso, no quiero ese lugar para encontrarla, porque hay promesas como raíces sin árboles que salen de la tierra, porque hay promesas como tardes infinitas de sol calcinante, porque está todo ocupado por el caos porque hay extensiones como campos santos, donde descanso yo mil veces muerto y no quiero.

Me aterra la sola idea de que le de pena o lástima o miedo, quiero encontrarla como cuando era chico y lo que no entendía tenia una explicación simple.

Quiero poder darle todo cuanto se me imagine y no dudar si está bien o mal, porque usted y yo estamos descubriendo el milagroso secreto.

Me aterra creer que hasta aquí llegamos, no quiero ni pensarlo, por las noches se me viene la idea a la cabeza y hace que me retuerza en la cama y no pueda cerrar los ojos, la razón es simple; no puedo encontrarla en mi país porque esta ocupado, porque las ventanas de todas las casas estallaron, porque no quiero que se encuentre aturdida por todo esto.

Pero vamos a inventarlo juntos, usted tiene mucho que ver en esta tarea, usted va a buscarme también y gritarme como la luz de un faro, como el canto encantado de las sirenas yo seguiré sus palabras, yo me voy a hundir en usted, en el infinito océano de sus ojos nocturnos, yo voy a nacer de usted, de todas esas cosas que piensa, de sus miedos, de sus ataques de ira, de sus momentos de nostalgia, voy a nacer de su llanto y de su risa. Porque necesitamos hacer todo nuevo, sin mapas, ni brújulas, sin escapularios.

Por eso cuando pregunta; cuando nos veremos, no le prometo nada, no prometo un día, no le vendo un; tal vez. Solo le digo que estoy así, naciendo un desierto iluminado por esos eclipses que tiene en el rostro, ese rostro que tapa el miedo, que calla los fusiles, que entierra la espadas, así es su rostro cuando la invento, cuando cierro los ojos, así somos en el desierto de este, mi país inventado.

Confiémonos al viento, ese viento frío de la noche que arrastra la arena de todos los relojes de todos aquellos que esperaron, tenemos nuestra arena bajando y en algún momento serán una gigantesca montaña y vera que se va a escapar de nuestro deseo, vera que después el viento hará lo suyo, por eso elijo quererla en el desierto.

Porque nada esta escrito, porque tenemos que inventar todo nuevo, hacerlo todo nuevo, bien, despacio, como la primera vez que vimos, que intentamos, que deseamos, sin pensar en la posibilidad negativa, sin pensar en nada, descubramos juntos las tormentas, el frío, la ira, la risa. Hagamos nuestras largas noches, nuestras serán las mañanas, que no existan el mundo y sus habitantes.

Será una tarde infinita, exigimos nosotros, los que somos sin saberlo, encontrarnos en ese preciso lugar encantado, maravilloso, lo exigen las alas, las pestañas y los parpados quemados. Los ojos, nuestros pies, también lo exigimos, todo el desierto lo exige, y antes que diga nada… ojala nos encontremos…


viernes, 26 de marzo de 2010

Nacer de nuevo...


Traía con el la pesada maleta de todos los fracasos, ella llevaba el color del vino de la entrega en los ojos, los dos, pañuelos de despedida, los dos una cadena de sueños y faros sin costas y trenes que no van a ningún lado.

Los dos como ángeles desterrados, como libros a la mitad, como historias que nadie contó jamás. Los dos salidos de diferentes Edenes, de diferentes olimpos, con precios altos y acertijos, deambulaban entre las calles vacías, pero vacías de ellos entre las gentes.

Comían las sobras de todo lo que no, de todo lo que quedo para después, respiraban un azufre pesado y mezclado con humedad y aun así traían gigantescas alas atadas y un día… un día todo fue diferente

La ciudad detuvo todos los automóviles, las palomas alzaron un vuelo que quebró todos los espejos, los jefes en las oficinas se murieron de vergüenza, de miedo, de impotencia, las campanas de la iglesia del pueblo estallaron en pedazos. Ella se acerco mucho a el, despacio, en calma y en silencio cada vez mas cerca, como el nacimiento de una supernova, como si por primera vez se sintieran habitantes del mundo, como si recién despertaran de un largo letargo. No importaba que tan terrible guerra habían perdido, que estación, que esquina se deshizo en llanto, que metro nunca llego, que brazos nunca fueron.

Las calles de la ciudad los devoro entre el canto de la avenida al mediodía, nada quedo de ellos en ese lugar, nada. Se fueron enteros como estaban los dos de la mano, como si nunca hubiesen perdido, nacían de nuevo


miércoles, 24 de marzo de 2010

Que dicen?

-.No será mucho coronel?

-De que me habla soldado?

-De esto de jugar a ser Caines y Abeles?

-Esto no es un juego, esto es una guerra soldado

-No sera demasiado?

-Para nada soldado

-Y si dios no quiere esto en realidad?

-Dios quiere que quedemos los buenos, es nuestro deber soldado

-Pero a quien defendemos, contra quien es la guerra?

-Soldado…esta es una guerra ideológica

-Y si las madres no se cansan de buscarlos?

-No nos vamos a cansar de negar todo

-Y cuando crezcan los hijos?

-Ya no van a ser sus hijos, los humanos tiene hijos, los terroristas no

-Y si el terror lo causamos nosotros?

-No dude soldado, es un crimen!

-Y con las ideas que hacemos?

-Las matamos con ellos

-Y si estos muertos no se mueren mas?

-Que dice soldado? Se volvió loco?

-No coronel, estoy cada vez mas cuerdo, hay muertos que no se mueren mas

-No respiran, no comen, no cagan, no cogen, están muertos!

-Seguro coronel? Yo por las noches los escucho

-Y que le dicen soldado?

-lo mismo que a usted coronel, lo mismo que a todos…

.

lunes, 22 de marzo de 2010

Otoño



Será que llegó el otoño, que hoy me duele un poco el alma, que fue domingo, un domingo brutal. Dos pibes en moto, parece ser negligencia gubernamental. Dos pibes en moto ya no vuelven a soñar.
Yo camino por las calles repletas de humedad, de sueños rotos, de fantasmas que salen a cazar gentes, a cazar sueños, camino entre los árboles que empiezan a largar sus primeras hojas, que empiezan de nuevo a morir entre la humedad, me cuelgo de los cables de la electricidad. Me cuelgo de las últimas gotas de la lluvia matutina y feroz miro el teléfono que hiciste sonar de madrugada, ese que no me volvió a despertar y me pregunto si sigo vivo, si volví a resucitar. Busco tu cuerpo, tu cuerpo inventando, tu cuerpo. Busco gritar la verdad. Voy buscando como gritarte que estoy acá, que te extraño si no estas, que me dan ganas de verte y escucharte callar



wish you were here

miércoles, 17 de marzo de 2010

Dejá-vu

Dejé partes de mi por todos lados, soy como el personaje de una triste novela, con tristes hazañas, a veces me siento parte del viento, o tan libre que me da vértigo la sensación de caminar entre cornisas de papel, entre llanuras desiertas. Me aterra la idea de no formar parte de nada y ser a la vez tan frágil.
Cada lugar que conozco tiene un pedazo de mi, lo llevo conmigo, Buenos Aires y el sonido de un bandoneón, las fabulas que crearon el monte norteño, el persistente viento de la patagonia o el grito de un tero que espanta las frías heladas del invierno en el campo, todo me afecta y se me encarna, como el mar y la primera de nuestras charlas. El mar se presento ante mi una fresca mañana de sol, vino con sonidos nuevos y nuevos olores y fue tan grande su manera de apoderarse de mi que me dejo callado y quieto, y no pude hacer nada, me fui transfigurando en mar, de a poco me convertí en mar desde los ojos con saladas lagrimas…


Afortunadamente nadie lo notó...

domingo, 14 de marzo de 2010

Cuando te conozca...

Cuando te conozca parecerá un poco que me aburro
parecerá que no escucho
que no presto atención
Seré un poco tímido y torpe
si miras bien dentro de las esferas de mis ojos
notaras cierta distancia
cierto eclipse lunar en las retinas
será como que todo me es ajeno
como que no soy parte de este mundo
y tal vez hable de cosas raras
Parecerá repito, porque así soy
parte viento, parte nubes
estoy llamando siempre a las nubes
y digo de esta manera que estoy con vos ahora
y así estaré cuando me conozcas
Será todo necesario cuando por fin me veas
te regalare lluvia y besos y versos robados
y fingiremos que nunca los hemos escuchados
que nunca nos hemos besado
Porque ya pensamos en esto antes
cuando no, cuando después, cuando fue llorar
cuando empecé a soñarte, a buscarte
será como dos soles que se cruzan
que se funden
que arden en una hoguera infinita, revoltosa
Así será cada vez más de cerca,
por fin entenderás que esta es mi manera de quererte
que esta será nuestra manera de encontrarnos
que será ese día, esa tarde porque era necesario
como en el libro, los días serán nuestras orugas
no hará falta ni hablar de libro
Seremos soldados y ángeles y demonios
seremos al fin vos y yo
ya no mas vos por tu parte
yo en mi continente aislado
seremos al fin patria, ya no mas exilio
y enterraremos los muertos, los que nos mataron
con café, con caricias, con largos silencios
para no tener que borrar nada de lo andado
Así siempre será cuando me conozcas
cada vez que despierte a tu lado
seré yo el callado, pero no te asustes
entiende que así te estaré queriendo…

martes, 9 de marzo de 2010

Algunas piedras en la suela



No pretendo desterrar los recuerdos de tu alma
(me encantaría pero no puedo), no estoy preparado
solo quise acompañarte
Que se pare el mundo con el sonido de tu carcajada
que violento se estrelle contra mi cara
que te rías de mi o de todas las cosas
que me tomes de las manos
y me sacudas haciendo caer todas mis ideas
como monedas
que quede pobre de malos presagios
y me de cuenta de que no solo soy esto
sino que puedo ser también muchas otras cosas mas

Todo lo demás tiene otro objetivo
dejar de leer el periódico y colgarme del techo
dormirme de una buena vez por todas
dejar de fumar de madrugada mientras todos sueñan
dejar de ser el que pierde y se acomoda en la victoria de los que pierden de pie
quise celebrar algo
que te acomodes en mi pecho
cuando un relámpago quiebre el cielo
cuando otro grito de injusticia azote a los mas indefensos
cuando todo lo demás parece perdido
solo quise celebrar una victoria
de las cotidianas que son necesarias
pero ya vez la lluvia no vino a llenar el patio de humedad
no vino a juntarnos en un mutuo pensamiento
nada vino a atarnos
y por mas de que no deje de mirarte cuando te cruce
que no deje de soñarte cuando me duerma
se que nunca voy a ser yo quien te robe el sueño

Solo soy esto y tal vez no enamora lo que ves
lo se, es casi imposible
porque tengo solo esto
mis manos, mis irreverentes quejas
el olor a cigarrillo, algunos sueños
todo lo demás esta expuesto a cambios y resurrecciones
la diagonal del misterio, el amor como una chispa en espera
el alma descosida
y algunas piedras en la suela
.


domingo, 7 de marzo de 2010

Palabras para un sábado a la noche...


Ves los de esta remera? Son Itsa Lazlo y Rick Blaine, los de Casablanca…Casablanca es una película que me encanta. Mira, es un historia rara donde parecería que estos personajes pierden pero no, porque en realidad la victoria no tiene nada que ver con ganar o perder, yo por ejemplo con vos perdí pero no me arrepiento, no me siento derrotado, porque se que yo no soy de tu tipo, se que me falta físico, que mi nariz es grande, que todavía no encuentro un buen peinado, odio mi pelo no se como acomodarlo y no puedo pelarme quedaría espantoso, es un mal muy necesario... pero me arriesgué, diciendo cualquier idiotez, viste que digo idioteces como cascotazos, soy así para decir las cosas, o me quedo callado o digo todo como cascotazos.
Pero me arriesgué porque prefiero haber perdido y quedarme con el recuerdo.
Porque no quiero que la vida me venga a reclamar algo mañana.
Porque no quiero quedarme despues con un montón de talveces...

miércoles, 3 de marzo de 2010

Tiempo de irse...

Te me escapas de las manos
entre el viento y los días
como agua o polvo
como todas las cosas te me escapas de las manos
yo quería guardarte en un cajón secreto
pero los secretos se revelan y se desparraman en chismes
y así te fui perdiendo de todas las cosas
y ahora no se si estas en el aire o en el suelo
en los ojos que arden a la mañana
o la lluvia que tiene tu olor
cuando miro a un chico que juega
o un grillo que canta
cuando prendo un cigarrillo o apago otra luz
cuando me duermo de nuevo

Yo quería tenerte acá, ser feliz hasta acá
no irme mas allá, no era mi intención
quería volver temprano del trabajo,
de la calle y de la cama
lavarme los dientes como dios manda
decir gracias, llevar cambio en el bolsillo
hacer bien las cosas
tener algún habito, un buen habito
ir al cine y no llorar en la sala
no sabia que debajo de la ciudad se escondían tesoros
no sabia que se podía querer con los ojos
con los pies y con un nudo en la garganta
no sabia que existías, que te escapaste
de un libro o de un loquero

Y así termina otra tarde
fijate que ya no hablo de la noche
ahora termina la tarde, no empieza nada
como terminó antes la mañana con el mediodía
ahora terminan las cosas
es tiempo de finales, de adioses
de romper las cartas
es tiempo de llorar de la angustia
del té frío y el café por la mitad
de vaciar el cenicero
de cerrar la puerta y también la ventana
es tiempo de irse